Técnicas Respiración

I. LO BÁSICO

1. Respira con la NARIZ, pues:

  • Regula la temperatura y la humedad del aire antes de que éste llegue a los pulmones
  • Es el filtro natural del aire, lo limpia y atrapa las partículas de polvo
  • Recoges la energía (el prana, el chi) del aire que inspiras
  • La absorción del aire por la nariz activa mecanismos de absorción a todos los niveles del aparato respiratorio (igual que morder una fruta hace que segreguemos saliva y se produzcan reacciones en todo el tubo digestivo)
  • Se activan las terminaciones nerviosas del olfato y aumentas tu sensibilidad
  • Te puedes beneficiar de las cualidades de ciertos aromas (aromaterapia)

2. Abre las fosas nasales al inspirar, y relájalas al expulsar el aire, pues:

  • El aire entra más fácilmente y en mayor cantidad
  • El aire es dirigido hacia las zonas con mayor cantidad de terminaciones nerviosas
  • Se movilizan ambas fosas y el aire entra por ambos orificios de manera equilibrada
  • La apertura de las fosas nasales induce, por vía refleja, la apertura de los bronquios, y genera una actitud de apertura ante la vida.

Hay autores, como André Van Lysebeth, que nos hablan de un aumento de hasta un 10 % en la cantidad de aire inspirado gracias a esta sencilla técnica de respiración que consiste en la apertura voluntaria de las fosas nasales.

3. Respira sin prisa

La velocidad de tu respiración la determinará tu capacidad pulmonar, pero ésta irá aumentando con la práctica de los ejercicios.  No obstante, tómate tu tiempo en cada inspiración y cada expulsión, sin forzar.

  • No dediques ni menos ni más tiempo del que puedes en la inspiración
  • Al final de la inspiración retén un instante el aire
  • Alarga las expulsiones todo lo que puedas

    20 pensamientos en “Técnicas Respiración

      1. Lara Autor

        Hola Hugo,

        La respiración profunda no sólo tiene efectos a nivel pulmonar, sino también a nivel celular, por ello es tan importante para temas de piel. Por otra parte los brotes de herpes se asocian a bajadas en el sistema inmunológico, y nuevamente la respiración bien hecha mejora y equilibra la salud de todos los órganos y por ende refuerza el sistema inmunológico.

        Es un tema interesantísimo que vale la pena tratar más ampliamente, así que lo pondré en la lista de temas para ofrecer en este blog.

        Responder
      1. Lara Autor

        Hola Especia, y gracias por tu comentario.
        efectivamente, dentro de la práctica del yoga, uno de los pilares básicos es una correcta respiración y sobre todo una toma de conciencia del proceso respiratorio.

        Responder
      1. Lara Autor

        Hola Cindy, hasta donde yo sé, tiene varios libros sobre yoga y técnicas asociadas, en los que habla de la respiración, pero no un libro exclusivamente sobre este tema.

        Responder
      1. Lara Autor

        Hola Yesika.
        Hay mucha gente a la que le cuesta trabajo respirar por la nariz, a veces por problemas (tener el tabique desviado, por ejemplo) y otras veces por hábito. Si en tu caso no tienes ningún problema, aunque sea dedícale unos minutos diarios a intentar respirar por la nariz. Poco a poco irás avanzando, y sobre todo observarás que te cansas menos porque respirar por la boca crea sensación de fatiga.

        Responder
    1. Sara

      Felicidades por tu blog, tienes información muy útil.
      Aunque tambien te sugeriría que ampliaras más algunos artículos, como éste de tecnicas de respiración.
      Saludos, Sara.

      Responder
    2. pepe

      Saludos! Quiero comentar que lo que expones en tu pagina refleja mi propia experiencia, y que desde que abro las fosas nasales y respiro despacito mi respiracion ha mejorado muchísimo.

      Responder
    3. Miguel

      Hola Lara, buenas noches,
      Debo respirar continuamente abdominalmente y conscientemente o solo practicarla como ejercicio y durante todo el tiempo dejar que la respiración sea involuntaria? Porque si respiro involuntariamente lo hago también toraxicamente. Muchas gracias. Saludos.

      Responder
      1. Lara Autor

        Hola Miguel, buen día.
        La propuesta es practicarla como ejercicio ya que nos sería imposible dirigirla todo el tiempo (y posiblemente esto impediría que el cuerpo de manera natural fuese reajustando la respiración a las necesidades fisiológicas y emocionales de cada momento). Lo que hacemos con los ejercicios es no sólo oxigenarnos o ventilar bien los pulmones, sino llevar consciencia a nuestros procesos y “reeducarnos” o mejor dicho “recordarnos” cómo respirar de manera más fluída, ya que muchas veces por los hábitos de vida y la desatención que hacemos de nuestra salud la respiración tiende a restringirse o incluso bloquearse. Si en tu caso has observado que si respiras involuntariamente lo haces de manera amplia y fluída, enhorabuena, eso indica que en tus hábitos también hay salud.

        Responder

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

    Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>